Omar Pérez: ·El poema del amor y del cannabis·

Así como Lafargue, en su refutación de un contraproducente “derecho al trabajo” (cuyo prefacio de 1883 escribe, por cierto, en la prisión), exalta “la carne y sus pasiones”, llamando incluso en su ayuda a Descartes para recordar que “«todas son buenas por naturaleza, no tenemos más que evitar su mal uso y sus excesos»” (íd.), Martí ve en el árabe que “Cobra a la tierra el terrenal agravio” cultivando una “planta trovadora” la sustentación de su propio “deseo / De aquello lo invisible”. Contrastemos este deseo con la jactancia visionaria de Rimbaud (“y he visto a veces eso que el hombre ha creído ver”) y su propuesta de practicar “un largo, inmenso y razonado desarreglo de todos los sentidos”, uno de los fundamentos de las llamadas “Cartas del vidente”. Para seguir leyendo…

Kina Matahari: ·Arte en La Habana: tres notas distantes·

Llópiz tiene una presencia activa en el panorama visual cubano con obras de espíritu irreverente altamente conceptual, expreso en textiles, instalaciones, grafitis, acciones performáticas. Ha sido constante en las luchas gremiales por la libertad del arte y de expresión, con la articulación de discursos teóricos desde una responsabilidad intelectual elevada respaldada por referentes sólidos, hasta el carácter emancipador y anti sistémico punk. Para seguir leyendo…

DDC: ·¿Son revolucionarias las revoluciones?·

No es revolucionaria la que restringe libertades e impone al Estado como empresario único o mayoritario, asfixia u hostiga a la libre empresa, y subordina  el individuo a un Estado “sabio”, omnipotente y omnipresente, que piensa y actúa por  él. Y si obliga a los ciudadanos a emigrar ya Martí definió a ese régimen: “Cuando un pueblo emigra, sus gobernantes sobran”. No hay mejor fórmula para abordar este tema que hacer una simple  pregunta: ¿vive un pueblo mejor luego de una revolución? Para seguir leyendo…

Magaly Espinosa: ·El limbo particular de Yornel Martínez·

Valga mencionar la obra más hermética de la exposición: “Nervous system” (2013), compuesta por la imagen de un fragmento de una sierra y, en la parte superior del cuadro, el emblema que acompaña lo que se quiere glorificar, junto a las palabras que nombran la obra. Tres elementos hermanados que pueden referirse a cualquier circunstancia de la vida social, teniendo en cuenta que las glorias muchas veces se conquistan cortando y lacerando los vínculos humanos. Para seguir leyendo…

Ben A. Heller: ·Cartas encontradas. Rememorando el cincuentenario de Orígenes (La Habana, 1994)·

Aquí les va el ensayo de Ben A. Heller en ‘La futuridad del naufragio. Orígenes, estelas y derivas’, la antología que Juan Pablo Lupi junto a César A. Salgado acaban de sacar por Almenara: “Se ha dicho que Piñera jugó un papel mínimo en la vida de Orígenes; juró en una carta a Lezama de 1945 no publicar en la revista y luego publicó sólo cinco obras en los doce años de vida de la misma. Sin embargo, la presencia/no presencia de Piñera en las páginas de la revista no es el dato clave. La disensión de Piñera en la época de Espuela de Plata, su crítica del grupo en las páginas de Poeta, su tenue colaboración con la revista durante su estancia en Argentina y luego su trabajo con Rodríguez Feo en la producción de Ciclón enmarcan Orígenes, dándole forma, parámetros, bordes. No importa si Piñera fue o no fue origenista. Sin él, Orígenes no habría sido la revista que fue.” Enjoyyyyt 😉

OnC: ·Abel Prieto, nuevo presidente de Casa de las Américas·

Abel Prieto fue presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba y luego Ministro de Cultura desde 1997 hasta 2012​ cuando fue designado asesor del entonces presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, el general de Ejército, Raúl Castro Ruz. ​Posteriormente, volvió a ocupar la cartera de forma provisional cuando el ex ministro Julián González, fue destituido. Actualmente Prieto se desempeñaba como director presidente de la Sociedad Cultural José Martí y director de la Oficina del Programa Martiano. Para seguir leyendo…

Fonógrafo: ·The man I love / Orquesta Cubana de Música Moderna·

Aquí les va The man I love, de la Orquesta Cubana de Música Moderna, versión en vivo de 1966 o 67 en el teatro Amadeo Roldán y con arreglos de Armando Romeu. Escuchen, que aquí hay varios mostros poniéndola a la vez. 😉

Raúl Cordero: ·Arte para la mente distraída·

Aquí los dejo con este work in progress de Raúl Cordero. Work… que es también una reflexión sobre la luz, la distancia, la técnica y la conexión entre arte y laboratorio. Enjoyyyyyyt 😉

Julio Ramos: ·La farmacia de los poetas. Poesía, droga, biopolítica / Presentación·

Desde comienzos del siglo XIX, posiblemente a partir de las Confesiones de un inglés comedor de opio de Thomas De Quincey, la literatura moderna ha sido un laboratorio privilegiado para el registro de la experimentación sensorial, una zona de reflexión intensa sobre la peculiar y elusiva ontología del objeto pequeña d(roga). Objeto al que se le asigna atributos divinos, cuya trayectoria se desplaza entre tiempos sagrados y seculares, cruza fronteras coloniales e imperiales, subvierte los límites entre cuerpo maleable y tecnología, entre naturaleza y artificio, materia y psiquis, para llegar a convertirse -no tan sólo en el estímulo de memorables y a veces letales viajes a los límites de la subjetividad y la conciencia-, sino también en el estimulante de formidables acumulaciones de capital en la vasta industria farmacológica que impacta la subjetivación y el gobierno de la vida en el mundo contemporáneo. Para seguir leyendo…

FreeCinema: ·Guanabacoa, crónica de mi familia / Sara Gómez·

Una película muy íntima, narcótica casi, incluso con un punto polémico (para la época) no carente de interés. De ella dice la crítica: Guanabacoa, crónica de mi familia (1966) es “una obra pionera de la corriente del documental autobiográfico (…). A través de fotos familiares, música popular y los relatos de madrina, la directora indaga en sus raíces para ofrecer un retrato familiar que constituye, al mismo tiempo, un singular testimonio de una época y un modo de vida: la de las familias negras de clase media o alta en Cuba que se reunían en clubes exclusivos antes de la revolución castrista.” Enjoyyyyt 😉

Nara Mansur / Susana Haug Morales: ·El trajecito rosa·

Perteneciente a Lecturas atentas. Una visita desde la ficción y la crítica a veinte narradoras cubanas contemporáneas, la antología de Mabel Cuesta & Elzbieta Sklodowska recién editada por Almenara, aquí les va El trajecito rosa, de Nara Mansur, y el close reading de Susana Haug Morales sobre el mismo. Gooooocen perversillos 😉

William Riera: ·Altares en Miami·

Esta serie fotográfica, «Altares Urbanos: Ofrendas religiosas en el paisaje metropolitano de Miami», se ha venido realizando desde 2015 en diversos barrios del condado de Miami-Dade. A través de ella he querido captar cómo la migración influye enormemente en la transformación del paisaje urbano de una ciudad o región. Además, me interesan temas como la libertad religiosa y el sentido de comunidad que se construye mediante el culto religioso y su expresión pública. Para seguir leyendo…

Anna Furman: ·Un artista que transforma pinturas en esculturas cósmicas / Cuestionario a Zilia Sánchez·

Desde la década de 1950, Sánchez, que ahora tiene 93 años, se ha atrevido a expandir las limitaciones dimensionales de la pintura con un ingenio ilimitado, concibiendo un nuevo lenguaje visual para la sensualidad. Pero a diferencia de otros artistas que deformaron los lienzos con un efecto provocador, como el escultor estadounidense Lee Bontecou y el pintor argentino-italiano Lucio Fontana, Sánchez trabajó durante décadas en la oscuridad. Para seguir leyendo…

Pedro Manuel González Reinoso: ·Carlos A. Aguilera, el mostro que se incuba solo·

Aquí los dejo con reseña y entrevista de Pedro Manuel González Reinoso a Carlos A. Aguilera a propósito de Archivo y terror. Operaciones entre literatura, política, teatro y arte, libro que hace muy poco saliera por Casa Vacía: “Lo que me gustaría dejar en claro es que Archivo… recoge textos hechos por mí en los últimos quince años. De ahí que la curaduría del libro cruce ―además― sobre una de mis obsesiones: la patología poder en varios niveles. Y alrededor de esta patología es que organicé el libro, porque otro de los dispositivos que intento mostrar una y otra vez es que hay un límite Cuba que no es el límite usual. Un límite que pasa por la mierda y los sueños (García Vega), por el cine experimental (Miñuca Villaverde), por Rumanía (Herta Müller), por la escatología (Lamborghini, Umberto Peña) o por la denuncia de todo capital (Santiago Sierra).” Enjoyyyyyyt ;-

NDDV: ·Las dos mitades del comisario Rojas·

El comisario Rojas arde en deseos de una buena querella, rabia por un debate abierto, por una entrada a trompadas, quiere soltar un insulto, sacarse del alma un expletivo (¡escoria, estalinista!, da lo mismo), pero le está vedado. Tan vedado como ese Vedado adonde acude cada temporada teatral por encargo del Partido. Desde la última luneta del Trianón, mira a un grupo de jóvenes actores burlarse de él, de todo lo que él, Fernando Rojas (¡vaya apellido!) representa. Sabe, en su fuero interno, que es un vulgar censor. Si va a otro teatro, digamos, El Ciervo Encantado o el Argos, se encuentra con idéntico panorama. Gente joven que discute a careta quitada los asuntos candentes de la sociedad civil que él reprime, gente que grita las verdades que él escamotea. Lo mismo pasa si va al cine o si navega un blog cualquiera. Para seguir leyendo…