Iván de la Nuez: ·Orwell en el museo cubano·

1476869851_482979_1476870410_sumario_normal_recorte1

No puede olvidarse que el arte en Cuba se comporta como una burbuja. Un globo distópico en el que se puede vivir relativamente aparte y se puede vivir absolutamente del arte. Por eso es conveniente encender las alarmas ante la tropa de críticos o curadores internationales que caen por allí. Si estos acaban abonándose a la ruta del catering —casi siempre el mismo, aunque en fiestas distintas—, no entenderán nada de lo que está pasando en el país. Ni siquiera lo que está pasando en un arte al que sólo podrán frivolizar o convertir en otro capítulo exótico de las exposiciones poscoloniales. Acaso el nuevo folclore de una versión millennial del arte povera para multiculturalistas. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s