Armando Chaguaceda: ·La izquierda en Cuba y el silencio·

¿Hasta cuando podemos hablar de Lunacharski sin denunciar la censura a la Bienal de la Habana? ¿Se pueden tener orgasmos troskistas recordando 1917 y espasmos vocales que acallan la solidaridad con los reprimidos?  Ser de izquierda se define por la posición intelectual y práctica ante ciertos temas —diversidad sexual, equidad social, libertades públicas— antes que por la lealtad a dogmas y tótems. Si usted se regodea con homenajes a una revolución de trabajadores pero simultáneamente enmudece mientras un régimen —que, para colmo, se reclama pariente lejano de aquella revolución— reprime a trabajadores concretos del país donde vive, ¿que clase de izquierda es?  Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s