ElEstornudo: ·Apoteosis de la censura·

En Cuba, la censura ha devastado varias generaciones de escritores, artistas y periodistas, y ha enterrado a muchos de ellos, pero la verdadera medida de su resonante eficacia está no en lo que ha prohibido, sino en lo que ha permitido que se publique o se exhiba, tres o cuatro décadas después de haberlo condenado a la oscuridad. La publicación en Cuba de Paradiso, en 1991, no fue una vindicación de José Lezama Lima, que llevaba 16 años muerto y no se enteró de nada, sino de los comisarios culturales que en 1966 decidieron impedir que los cubanos leyeran la novela más importante escrita en la isla en el siglo XX, o más exactamente, no impedirlo, sino postergarlo treinta años. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s