Elizabeth Burgos: ·Plantados. El cuerpo como territorio de resistencia y afirmación·

En Cuba, al guerrillero anticastrista, el discurso oficial, experto en la perversión del lenguaje, lo calificó de «bandido», término que permite toda clase de medidas represivas: desde ejecuciones sumarias hasta torturas. La campaña militar fue llamada Lucha contra Bandidos (lcb). Prueba de lo encarnizada que fue esta guerra («Desde la época de los mambises, no se había combatido con tanta violencia en el territorio cubano») es que todos los jefes cubanos de la guerrilla anticastrista cayeron en combate o fueron ejecutados, mientras que, en América Latina, a excepción del Che Guevara, la mayoría de los comandantes guerrilleros han sobrevivido. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s