Kelly M. Grandal: ·Miami es una chica en un ascensor·

Símbolo por excelencia de la modernidad, los ascensores evitan que la gente pase trabajo subiendo o bajando la escalera. Fueron hechos para edificios muy altos. No hay firmeza en ellos, sensación de logro. Nada de un escalón detrás de otro hasta que alcanzamos la cima. Son un no lugar, un no tiempo, un tránsito entre dos realidades y dos estados. Miami marca los botones, lleva gente, saluda mecánicamente. El día se le va en ello, existencia anodina. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s