Luis Felipe Fabre: ·Informe de La Habana·

Recuerdo la primera vez que vine a Cuba en 1993, durante el Período Especial. Aunque en las mesas casi no había comida, tampoco había comida. Recuerdo que durante aquellos meses siempre tuve hambre. Aunque cenara, siempre seguía con hambre. Más que un estado fisiológico, el hambre era un sentimiento, una emoción. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s