Reinaldo Escobar: ·Lo que “justifica” al ministro·

En 1988 el oficial de inteligencia Carlos Manuel Medina Pérez, con cobertura de diplomático en Londres, disparó desde la sede de la embajada cubana contra el exagente Florentino Aspillaga, a quien había tendido una emboscada simulando una deserción. Obviamente, el diplomático fue expulsado de ese país donde hay cuerpos policiales que ni siquiera portan armas de fuego. A su llegada a Cuba fue premiado personalmente por Fidel Castro, quien le concedió la Orden Nacional de Mérito Carlos Manuel de Céspedes, una de las pocas condecoraciones de la época republicana que mantiene vigencia en el país. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s