Armando Chaguaceda: ·Política y autocracia: entre lo preferible y lo detestable·

Resulta (…) falso que las alianzas geopolíticas desnaturalicen tour court las agendas propias. Como he dicho antes, si aplicamos una lógica normativa, demócratas como Mandela o Walesa estarían descalificados por sus alianzas respectivas con Fidel Castro y Ronald Reagan, en plena Guerra Fría. Pero sus prioridades eran otras: liberarse del opresor concreto en su circunstancia concreta. El Congreso Nacional Africano o Solidarnosc, una vez victoriosos, no convirtió el castrismo o el neoconservadurismo en ideologías de Estado de las nacientes democracias de Polonia o Sudáfrica. Simplemente, se apoyaron en quien les ayudó.  Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s