Willy Castellanos: ·Notas sobre Rogelio López Marín (Gory)·

Considerado una figura clave del Fotorrealismo en el arte cubano de finales de los setenta, López Marín extendió su proyecto creativo a la fotografía luego de renunciar a la pintura en la exposición Volumen Uno de 1981. Es imposible entender la fotografía contemporánea en Cuba sin concebir los aportes que introdujeron en su momento, estas series. Es evidente que abrieron una oportuna brecha en los archivos de la representación, y no precisamente porque la fotografía —re-tratada y manipulada— renunciara a su facultad documental, a la posibilidad de referirse a un contexto inmediato. En el mundo de Gory y en sus evocaciones oníricas, o en el ámbito del recuerdo y de la ausencia que estas imágenes provocan, subyace siempre, en las primeras líneas del subtexto, un halo tan real (tan documental cabría decir) como imaginario. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s