Beatriz Gago: ·Esta cercanía tan íntima, casi obscena·

Esta declaración, leída entre risas satisfechas por Belkis-Ginette, constituye uno de los instantes más necesarios y definitorios de la obra, a pesar de la aparente levedad de la mención:  en esta humilde acta de un jurado se erige la declaración de principios de una intelectualidad que se ha negado a perecer o a perder su libertad de expresión a lo largo de los años; un pensamiento crítico y de intensa vocación de compromiso, ajeno a complacencias, que nunca desaparecerá de la Isla. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s