Cubanet: ·Infiernos medioambientales en el ‘paraíso’ de sol y playa llamado Cuba·

En aquel entonces, con los recursos de los soviéticos a su disposición, el antojo del caudillo fue construir improvisadamente un pedraplén sobre el mar que uniera Turiguanó, en Ciego de Ávila, con los cayos Coco y Guillermo, a más de 60 kilómetros de tierra firme. Ocuparía y contaminaría miles de kilómetros cuadrados de humedales. Desaparecería  y pondría en riesgo cientos de animales y plantas endémicos, más los sitios de reproducción de muchas especies migratorias, pero se haría su voluntad “al precio que fuera necesario”. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s