Julio Llópiz-Casal: ·Seguridad del albergue·

Los jefes de albergue eran como los agentes encubiertos o visibles de la Seguridad del Estado y la policía. La Dirección de la escuela les permitía hacer lo que consideraran conveniente para mantener el orden y la disciplina fuera del espacio docente. Igual que como sucede con la policía y la SE en la vida real, las confrontaciones entre esos jefes y la gente común eran particularmente violentas, tanto en el plano físico como en el simbólico. Se trataba de una lógica tribal de cacicazgo fundamentalista a una escala pequeña, entre cuatro paredes, muchas literas, pésimo sistema hidráulico y constante olor a mierda en el servicio sanitario. Para seguir leyendo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s