NDDV: ·Cumanayagua: cero farmacias y 200 tumbas·

Los hospitales de maternidad obrera batistianos, las Organización Nacional de Dispensarios Infantiles (ONDI), la Liga Contra la Ceguera o la emergente industria farmacéutica nacional, extrapoladas al presente y proyectadas seis décadas en el futuro, arrojan un panorama de medicina socializada y cobertura universal. Sin revolución castrista seríamos más sanos, más justos, más fuertes y más dignos. Las nuevas generaciones necesitan saber que Cuba fue una potencia médica antes de 1959, y que dejó de serlo a partir de esa fecha. Para seguir leyendo…

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s