Archivo de la categoría: Diáspora(s)

Ingrid Robyn: ·La futuridad del naufragio: Orígenes, estelas y derivas·

La noción de “futuridad”, muy de moda en ciertos círculos académicos, aquí se hace clave: no se trata, solamente, de que el proyecto estético-cultural dominante en Orígenes tuviera una dimensión de futuridad, recalcada, además, por las lecturas que de dicho proyecto hicieron Cintio Vitier y otros después de él. Se trata, también, de considerar la revista en términos de su legado futuro, de sus apropiaciones posteriores, ya que su rehabilitación cumplió un papel fundamental en el Periodo Especial. La discusión sobre el legado de Orígenes, en aquel contexto, pasaba a ser también una discusión sobre el naufragio de la futuridad revolucionaria, y una suerte de mea culpa ante el proceso de marginalización que habían sufrido José Lezama Lima y otros escritores durante las primeras décadas revolucionarias; las estelas y derivas de Orígenes, en aquel entonces, se confunden con las estelas y derivas de la misma nación cubana. (Gif: MGA.) Para seguir leyendo…

Juan Pablo Lupi: ·Crecida de la ambición (po)ética. Vitier, Diáspora(s) y el arte de una teleología insular·

Buen ensayo de Juan Pablo Lupi en La futuridad del naufragio. Orígenes, estelas y derivas, la antología que él junto a César A. Salgado acaba de sacar por Almenara, en Leiden: “Orígenes y su proyecto político se fundaron sobre el poder emancipador del arte y el lenguaje poético –ese lenguaje «arcano» que Jorge Mañach decía no poder entender. Cinco décadas más tarde, la intervención de Diáspora(s) consistirá en señalar y teorizar la presencia simultánea de condiciones contradictorias: por un lado, la vulnerabilidad del proyecto origenista (y de la poesía en general), y por otro lado, la paradójica vigencia y nulidad de ese proyecto. Como hemos visto, la vulnerabilidad yace en la posibilidad de (re)inscribir tal proyecto de acuerdo a los preceptos del régimen ético y luego llevar esa (re)partición de lo sensible hasta sus últimas consecuencias: la Poesía como expresión de la esencia y el destino de la Nación; la ecuación entre Poesía e Historia, la cual en última instancia será apropiada por el Estado.” Enjoyyyyyyyyyt 😉

Walfrido Dorta: ·Diáspora(s) y Orígenes: un trabajo de archivo contra el origenismo de Estado·

Excelente ensayo de Walfrido Dorta en la antología de Lupi & Salgado, La futuridad del naufragio. Orígenes, estelas y derivas, recién publicado por Almenara, en Leiden: “El trabajo de Diáspora(s) contra la lógica del archivo origenista y la constitución de la revista como contra-archivo que quiebra la lógica aduanal del Estado en cuanto a la circulación de textos culturales, son ilustrativos de la política de Diáspora(s) como ruptura de la lógica del arkhé. A la altura de 1990, cuando no existía Diáspora(s) como grupo, Rolando Sánchez Mejías entrevista a Cintio Vitier. Es difícil encontrar un documento como este, en el que un joven escritor muestre tal conocimiento profundo de Orígenes sin abandonar una lectura crítica.” Para seguir leyendo…

Ignacio Iriarte: ·La teoría literaria como forma de intervención en lo público. Reflexiones teóricas, ejemplos argentinos y un caso cubano: la revista Diáspora(s)·

Si Diáspora(s) rompe con la organización moderna de la cultura, es claro que sueña con formas posmodernas. Bajo este concepto quisiera señalar algo bien preciso: la revista abandona la organización social en torno de un gran Sujeto y propone en su reemplazo la dispersión deleuzeana, es decir, esquizos en un rizoma (ese sería otro de los sentidos del título: las personas huyen en diáspora, de Cuba, pero también de cualquier lugar). En este sentido, la tensión entre la revista y el Estado muestra el choque de dos concepciones sociales, una moderna, pero que no puede sobrevivir sino es afianzándose en la posmodernidad, y una posmoderna, basada en lo posfundacional y en la defensa de una organización rizomática del poder. Para seguir leyendo…

Guadalupe Silva: ·La política visual y editorial de la revista Diáspora(s) a través de sus cubiertas y manifiestos·

Diasporas Ezequiel

Aquí los dejo con un excelente texto de Guadalupe Silva sobre la política visual y editorial de la revista Diáspora(s) que acaba de salir en Ístmica: “¿En qué medida Diáspora(s) fue un verdadero samizdat y hasta qué punto aquello era parte de una puesta en escena o performance antitotalitaria? Si bien la publicación no gozaba de ningún permiso oficial, lo cierto es que tampoco se ignoraba su existencia ni pesaba sobre ella el mismo tipo de amenaza que podía existir en la Unión Soviética de los años ´50 o en la propia Cuba de los ´70 que vivió Reinaldo Arenas. Tal como dice Ponte en La fiesta vigilada, las formas de censura y silenciamiento de los ´90 fueron mucho menos espectaculares -aunque no menos persistentes- que en los años que sucedieron al caso Padilla.” Para seguir leyendo…

Enrique Saínz: ·Acercamiento al grupo Diáspora(s)·

Aquí los dejo con Acercamiento al grupo Diáspora(s), ensayo de Enrique Saínz recogido en su libro ‘Las palabras precisas’ (Ediciones Unión, 2014). Libro que piensa la obra de Lezama, Juan Ramón Jiménez, Kennet Rexroth, Raúl Zurita, entre otros…, y constituye -si memoria no traiciona- uno de los pocos o poquísimos ensayos publicados sobre Diáspora(s) dentro de la isla. Enjoyyyyyyyyyyyyyyyt 😉

Rolando Sánchez Mejías: ·Clavelito y la República cubana·

¿Preparó la República cubana del siglo XX el totalitarismo que vendría luego? Es una pregunta que hoy intentan responder algunos historiadores y “estudiosos del problema cubano”. Para unos, la República, al no cuajar en un proyecto sólido, dio paso al totalitarismo, responsabilizándose a la “débil e irresponsable burguesía cubana” de dicho “trastorno”. Otros ven en el “republicanismo cubano” un proceso aún no maduro, y en gesta de evolución, que fue cortado de golpe por circunstancias más o menos azarosas de la Historia. Incluso hay quien ve en el totalitarismo una etapa necesaria de modernización del país por vías no precisamente económicas, sino más bien “espirituales, morales y políticas”. Para seguir leyendo…

Jorge Luis Arcos: ·El grupo Diáspora(s) y otras relaciones con el neovanguardismo contemporáneo·

Por caminos diferentes en el tiempo, coincidieron, en muchos aspectos esenciales, la poética de García Vega y la de Diáspora(s). Incluso, una de las antologías derivadas de Diáspora(s), Memorias de la clase muerta (2002), fue prologada por García Vega, quien no pudo ocultar su entusiasmo al referirse a estos poetas que parecían detentar una semejante vocación de marginalidad. Para seguir leyendo…

Nanne Timmer: ·El cuerpo-plaga. Sujeto, animal y estado en ‘Discurso de la madre muerta’ de Carlos A. Aguilera·

Excelente texto de Nanne Timmer en su antología ‘Cuerpos ilegales. Sujeto, poder y escritura en América Latina’, recién editada por Almenara, en Leiden: “La obra ha sido discutida por Gerardo Muñoz, Rosa Ileana Boudet y Javier Mora, y los tres señalan la importancia del tema del delirio, la función de la intertextualidad y la crítica que dispara el texto hacia las sociedades de control. El devenir animal, en juego con lo subjetivo y los mecanismos de poder, se ha venido elaborando en los textos de Aguilera desde los tiempos de Diáspora(s) hasta el presente, como apuntan tanto Muñoz como Irina Garbatzky  con respecto a otros textos del autor. “

Carlos A. Aguilera: ·Prosa de la nación poética·

Buen texto sobre Prosa de la nación, el libro más reciente de Pedro Marqués de Armas: “Y no solo porque por sus páginas desfilen poetas (o delirantes): Casal, Lezama, Piñera -el de La gran puta y no el de los Cuentos fríos-, Escobar y Juan Carlos Flores. Sino, porque mirado en conjunto, es uno de los pocos estudios sobre poesía cubana -otro sería La última lectura de Orlando, de Pablo de Cuba, publicado también recientemente- que intenta pensar la poesía, el poema, lo poemático desde otro lado.” Enjoyyyyyt 😉

Criticismo: ·Ratas, líquenes, insectos, polímeros, espiroquetas: grupo Diáspora(s). Antología (1993-2013)·

En los poemas de ratas, líquenes, insectos, polímeros, espiroquetas la palabra Cuba aparece solo en dos ocasiones, y en una de ellas es mencionada por un supuesto poeta alemán. Es decir, lo local desaparece, pero solo para reaparecer, en ausencia, de una forma menos anecdótica y sí más crítica. Los escenarios recurrentes son las recién desaparecidas Alemania Oriental y la URSS, además de China; espacios cosmopolitas y exóticos que, en las antípodas, son espejos nítidos de la isla en tanto dictaduras totalitarias. Para seguir leyendo…

Pablo A. de Cuba: ·La escritura de Rolando Sánchez Mejías·

Pensar la obra de Rolando Sánchez Mejías bajo el rótulo escritura, en sustitución de literatura (normativa institucional, generalmente), e incluso en reemplazo de poesía (normativa genérica), nos situaría en los cimientos/fundamentos mismos de la apuesta estética y del hacer artístico de este escritor, y en buena medida, por extensión, en los del Grupo Diáspora(s). “Ficciones de escritor versus ficciones de Estado”, formuló Carlos A. Aguilera en el “Epílogo” a Memorias de la clase muerta . Esto es, escritura como voluntad / “ilusión” de una totalidad alcanzable sólo desde/en la ficción escrita (autoconsciente, cínica, individual); escritura posible desde/en “el hacer de la forma una conducta” (Barthes); y, por último, escritura visible desde/en la construcción de un estilo (personal, grupal) que atente y dinamite el Canon, el estilo de la Nación, “siempre inflacionaria –hasta el ridículo.” 😉

Walfrido Dorta: ·Políticas de la distancia y del agrupamiento. Narrativa cubana de las últimas dos décadas·

Los autores Novísimos, los de Diáspora(s) o los de Generación Cero han encontrado diferentes estrategias de agrupamiento y de inscripción en el campo cultural y literario cubano. Los primeros fueron “constituidos” grupalmente desde el discurso crítico, aunque hubo diferentes contestaciones  a estas apelaciones (…). Diáspora(s) se reconoce como proyecto en la articulación de una sociabilidad de la diferencia con respecto a la comunidad letrada cubana y al interior del proyecto mismo; en el uso del concepto como desestabilizador de las narrativas maestras sobre la relación nación-literatura-canon; en la introducción y diseminación de autores no asimilables institucionalmente por medio de la revista homónima, y en la renuncia a cualquier entramado institucional para el proyecto. Para seguir leyendo…

Aryanna Oliveira: ·Diáspora(s): uma poética de ruptura·

Se traduce al portugués (o al brasileño) una antología de poesía de Diáspora(s) organizada por Idalia Morejón. Aquí les dejo un buen repaso de Aryanna Oliveira (uno & dos) por cada uno de los poetas (no de los autores en su generalidad) que integraron aquella “guerrilla sintáctica de guerra”, como decía Sánchez Mejías. Enjoyyyyyt 😉

Ernesto Santana: ·‘Diáspora(s)’, un poquito de terror literario·

Subrayemos una atinada intuición del editor: “Aparte del valor literario de todo lo que atañe a Diáspora(s), tengo también la certeza de que su trabajo constituyó un gesto cívico de primera magnitud”. Aún más, se pregunta: “¿Por qué no destacar ese aspecto cívico si pienso que a Cuba no le sobran en este momento referentes propios, reales, de esa época, que puedan servir de inspiración o ayuda para recuperar una fe que, en este último viaje, me parece un poco perdida”. Para seguir leyendo…