Archivo de la categoría: Libros

Octavio Armand: ·Bocanadas·

Excelente ensayo una vez más del gran Octavio Armand: “Fumo y además soy cubano. Y lo soy obsesiva y dolorosamente. Cubano contra viento y marea. Cubano a pesar de Cuba. Hipérbole, paradoja, podrían concluir quienes sepan que en el 2020 se cumplirán 60 años de mi segundo exilio. No así. Cubanía truncada, la mía. Cubanía castrada, para decirlo con penosa precisión. Y por lo mismo, intensa, viva en su herida.” Disfruten 😉

Ena Lucía Portela: ·En el cansancio de los muertos·

Para los que no la han leído aún, aquí otro fragmento de la primera y quizá más conocida novela de Ena Lucía Portela: El pájaro: pincel y tinta china. Una novela de cuando Ena era muy joven y se hacía la mala muy mala. En Bokeh, claro. Enjoyyyyyyyyyyyyyt 😉

Rafael Zequeira: ·El Packard-Clipper y la rosa mística·

Aquí les va otro de los relatos que componen El winchester de Durero, libro de Rafael Zequeira que Bokeh editara hace un año. Para los que quieran leer un poquito más, aquí. 😉

Ricardo Bada: ·Severo Sarduy: Eñe que te quiero eñe·

Cuando llegamos a París el miércoles 9 de junio de 1993 Severo Sarduy ya había muerto, el día anterior. Pero sólo nos enteramos leyendo Le Monde del viernes 11, p. 24, la sobria y elegante esquela donde, a diferencia de las demás que aparecían en la misma página, no se nos comunicaba con tristeza, ni con gran tristeza, ni con dolor, la muerte de un ser querido. La esquela decía, escueta: “François Wahl tiene el sentimiento de participar la muerte del escritor cubano Severo Sarduy el 8 de junio de 1993. La inhumación ha tenido lugar en Thiais, en la intimidad”. Para seguir leyendo…

Francis Sánchez: ·Interviú a Rafael Almanza·

Conocí a Cintio en 1984, el día de la apertura de la Casa de Lezama. Recuerdo la tensión de aquella noche… parecía que estábamos haciendo diversionismo ideológico por el mero hecho de estar ahí… no se sabía si aquella política de apertura a Orígenes triunfaría… todavía diez años después los generales se manifestaban contra Orígenes y el maricón de Lezama… Yo era un completo desconocido con 27 años, pero hablé de la veneración de Orígenes entre la gente de mi generación. Cintio era entonces un marginado perfecto, una figura histórica a la que se le trataba con un respeto helado, lleno de desconfianza, y a la cual de cuando en cuando ofendían para marcar la superioridad y la diferencia. Que un joven lo defendiera en público le gustó, sobre todo porque había algunos treintañeros presentes, que pasaban por origenistas y que no dijeron una palabra aquella noche… Para seguir leyendo…

Oscar Cruz: ·Un ‘Caballo de Soya’ en El Caribe·

Poemas breves en su mayoría; despojados de metáforas y trucos rampantes; rústicos en su hechura; eficaces en su resultado; conectados a la bilis del hombre común contemporáneo. Marabú abrió un ciclo de escritura que no cerró hasta el último verso de “El derrumbe”, 2012. La narratividad que sellaba los textos y el uso de la jerga coloquial y los barbarismos de los hombres y mujeres que pueblan el Gitmo, se convirtieron en materia viva del desajuste y la irritación. Metieron sedición al campo no tan apacible de la poesía cubana. Para seguir leyendo…

Enrique Saínz: ·Acercamiento al grupo Diáspora(s)·

Aquí los dejo con Acercamiento al grupo Diáspora(s), ensayo de Enrique Saínz recogido en su libro ‘Las palabras precisas’ (Ediciones Unión, 2014). Libro que piensa la obra de Lezama, Juan Ramón Jiménez, Kennet Rexroth, Raúl Zurita, entre otros…, y constituye -si memoria no traiciona- uno de los pocos o poquísimos ensayos publicados sobre Diáspora(s) dentro de la isla. Enjoyyyyyyyyyyyyyyyt 😉

Octavio Armand: ·Yo, pecador·

Perteneciente a Horizontes de juguete, el excelente libro de ensayos de Octavio Armand publicado no hace mucho por Bokeh, aquí los dejo con Yo, pecador, uno de sus ensayos más jugosos, más sabios también. Disfruuuuuten 😉

Rita Indiana: ·El Che Guevara no era Mick Jagger·

Salvo en lo que dice de Carpentier, estoy de acuerdo -casi- en todo lo que dice Rita Indiana en esta entrevista sobre Cuba: «Las cosas van a cambiar, pero muy lentamente. Va a haber una apertura en las políticas económicas del país, pero no va a ser tan fácil. Se sigue persiguiendo al que piensa diferente, al disidente, se sigue persiguiendo al que es crítico con la revolución… En ese sentido, las cosas siguen como hace veinte años, no ha habido mucho cambio». Para seguir leyendo…

Rafael Rojas: ·América Latina en el siglo de la Revolución·

La simplificación de la historia latinoamericana, sobre todo en el periodo de la Guerra Fría, es resultado de una perspectiva colonial de izquierda, que metodológicamente opera privilegiando las fuentes imperiales. Si América Latina es una zona del mundo controlada por Estados Unidos, entonces los archivos que contienen la “verdad” de esa historia son los de la CIA, el FBI y el Pentágono. Esa perspectiva, que supuestamente denuncia la hegemonía imperial, reduce los actores de la historia latinoamericana a marionetas de intereses de la gran potencia hemisférica. Las revoluciones latinoamericanas no son estudiadas aquí a partir de sus propias fuentes, por lo que acaban narradas como rebeliones frustradas contra el imperio. Para seguir leyendo…

Manuel Díaz Martínez: ·Interviú a Allen Ginsberg·

Al comienzo de los 60 llegó el joven Ginsberg a La Habana. Ya era uno de los astros de la constelación beat junto a Jack Kerouac, Lawrence Ferlinghetti, Jakson Pollock, Gregory Corso, William Burroughs y Robert Rauschenberg. Lo entrevisté para el Hoy, pero no pude publicar la entrevista: el cuaquerismo de izquierda, que es el reflejo especular del de derecha, la censuró. Y eso que no les dije a mis escandalizados superiores en el periódico que el poeta me había recibido impecablemente desnudo, sentado en el centro de la cama en posición yoga. He aquí la entrevista, que permaneció inédita durante más de treinta años. Para seguir leyendo…

Antonio José Ponte: ·Antón Arrufat y Reinaldo Montero por la defensa de los escritores cubanos·

Si Arrufat y Montero no sintieron la obligación de pronunciarse abiertamente sobre el tema, demuestran cuán incapaces son para liderar la defensa de unos derechos gremiales que, al incluir también a los lectores, rebasa lo gremial. Pero si, sabedores de su deber, decidieron adoptar un perfil bajo, pronunciarse sibilinamente y ejercer, ahora como presidente y secretario general de una ONG, más disimulaciones que las que ya hacían cada uno por su parte, lo menos caústico que podría afirmarse de ambos es que han reunido sus esfuerzos de dramaturgos para una nueva farsa que los favorezca. Para seguir leyendo…

Pedro Marqués de Armas : ·Borges y la vanguardia cubana·

Tras varios años en Argentina, Borges trueca su estilo estridentista por otro “más dulce” y arrabalero; pero no ha roto todavía –al menos afectiva y definitivamente- con su legado y, como vemos, con la “apreciación” de los poemas que escribiera en elogio de la revolución bolchevique (los escamotea, pero pretende salvarlos). Había descartado, es cierto, la publicación del poemario Ritmos rojos; pero algunos de esos poemas circulan aún como parte de una narrativa cuyos comienzos no han sido del todo reconfigurados. Para seguir leyendo…

Carlos A. Aguilera: ·Apuntes sobre el movimiento de los trenes en A.·

Aquí les va índice y nuevo fragmento de Escenas del yo flotante. Cuba: escrituras autobiográficas, la antología hecha por Idalia Morejón y Carlos A. Aguilera para Bokeh el año pasado: “Quien haya leído las obras de teatro de Virgilio Piñera, el dramaturgo cubano más escatológico del siglo xx, notará que más allá de la temperatura –que a decir verdad en Cuba es asfixiante– sus personajes siempre tienen calor, una especie de sofoco interno, menopausia, como si toda realidad para concretarse se moviera encima de una plancha caliente.” Enjoyyyyyyyyyyyyyt 😉

Carlos Olivares Baró: ·Interviú a Rafael Rojas·

Casa de las Américas fue la institución y la revista que protagonizó las principales polémicas del boom, desde la perspectiva cubana. Esa publicación lanzó los primeros ataques a Pablo Neruda, Carlos Fuentes y Emir Rodríguez Monegal, desde 1966, con motivo de la famosa reunión del Pen Club de Nueva York, de aquel año, y el lanzamiento del primer número de la revista Mundo Nuevo. La oposición de Casa de las Américas al proyecto del boom fue estética y política. La correspondencia de Haydée Santamaría y Roberto Fernández Retamar con aquellos escritores, incluidos los dos más cercanos a La Habana, que entonces eran Vargas Llosa y Cortázar, miembros del Consejo de Redacción entre 1966 y 1971, está llena de presiones o persuasiones políticas, encaminadas a subordinar el canon del boom a los criterios del realismo social y el compromiso político defendidos por el Estado cubano. Para seguir leyendo…