Archivo de la categoría: Memoria

DDC: ·Allanamiento a la sede del Movimiento San Isidro en Cuba / Vídeo·

Aquí les va el vídeo donde se muestra toda la secuencia del allanamiento a la sede de San Isidro, donde -recuerdo- había un grupo numeroso de activistas (plásticos, poetas, músicos, periodistas, actantes de la sociedad civil…) en huelga de hambre o de protesta contra el estado represor cubano. Para ver el vídeo, aquí…

CiberC: ·Demandas de artistas cubanos al MINCULT·

Los puntos consensuados son: 1) Iniciar un “canal de diálogo” que incluirá al ministro de Cultura, entre otros funcionarios. 2) Las autoridades culturales prometieron que se van a interesar ante el MININT por la situación legal del rapero Denis Solís y el acoso al “artivista” Luis Manuel Otero Alcántara, en huelga de hambre. Asimismo, acordaron revisar la Declaración oficial, redactada por los directivos de la Asociación “Hermanos Saíz” sobre los hechos de San Isidro. 3) Los artistas podrán reunirse sin ser hostigados en los espacios independientes, una medida que la artista Tania Bruguera, vocera de los manifestantes, calificó como “tregua para los espacios independientes”. 4) Las autoridades se comprometieron a que los manifestantes podrían regresar a sus casas sin ser reprimidos ni hostigados por los numerosos efectivos policiales que rodean el lugar, punto que fue discutido por varios de los presentes, quienes poco antes habían sido rociados con gas pimienta para impedirles llegar al lugar. Para seguir leyendo…

François Vallée: ·Interviú a Rocío García / Hay muchas ferias de arte que suenan a reguetón·

Cuando regresé, todos pensaban que traía conmigo el realismo socialista. Sinceramente, en esa academia nunca me enseñaron el realismo desde esa óptica, fue más bien desde los clásicos. Allí nadie llevaba la estrella roja en la frente ni nada por el estilo; era un mundo de arte y había mucha sensibilidad y talento, no era tan simple ni tan rojo. Frente a la Academia quedaba el Museo del Hermitage. Allí aprendí mucho también, pues era un lujo ver los originales a unos centímetros de mí: desde Leonardo hasta Rubens, pasando por Matisse, Picasso, etcétera. La colección que guardan en el Hermitage, en general, es una maravilla. Las obras que más me atraían entonces eran las de los impresionistas y los vanguardistas. Yo tenía veintiún años cuando llegué a Rusia y toda esa maravilla me dio mucho bagaje; me sentía dichosa, era un privilegio. En aquella época muy pocas personas en Cuba podían viajar, era casi imposible ver esas piezas en vivo. Para seguir leyendo…

VVAA: ·Carta en solidaridad con el Movimiento San Isidro (más de 450 firmas)·

Es muy importante recalcar que todas las acciones realizadas por los miembros del MSI, y de quienes los apoyan, han sido completamente pacíficas. Ellos reclaman la libertad de Denis Solís y esto implica la posibilidad de expresarse sin miedo a ser asediados, encarcelados e incomunicados. Ante la magnitud y gravedad de estos sucesos, expresamos nuestra solidaridad con el MSI y le pedimos al Gobierno cubano que libere al músico Denis Solís y que acceda así a establecer un diálogo pacífico con el MSI y escuche sus demandas. No dejemos que estas personas mueran. Nuestro llamado es a defender la vida por sobre todas las cosas y a respetar el derecho a la libre expresión, apelando a valores de solidaridad y humanidad. Para seguir leyendo…

Fonógrafo: ·Alfredo Triff / Manicero en Nueva York, 1980·

Noche helada, invierno de 1980. Seis marielitos ensayábamos un arreglo mío de “El manisero”, en Latin Sound Studio, en Nueva York. Esa noche conocí a Daniel Ponce, a Ricardo Yazarbe y a Regino Tellechea. Daniel deslumbraba con su virtuosismo. Berroa era una máquina precisa. Yazarbe y Luisito eran felices. Regino improvisó el montuno en una sola toma. No lo vi nunca más. Por años la cinta de grabación estuvo perdida. Un día apareció, la transferí a casete y volvió a perderse en el mar de las cosas. Hace un año, Rosie encontró el casete. Entonces, decidí transferirlo a formato digital. Lo que oyen es una grabación sin mezcla. No daba para más. Éramos marielitos en Nueva York. Para seguir leyendo…

Calvert Casey: ·En San Isidro·

Como una premonición, como una pedrada, ha salido este gran poema de Calvert Casey (publicado por primera vez en la revista Ciclón en 1959 y texto al que él calificaba de “oratorio desesperado”) y muy en sintonía con cierta poesía civil de aquella época y de esta: “Ya no se puede andar, el olor lo ha invadido todo, lo ha paralizado todo, lo ha petrificado todo. Huele a aliento de necrófago después de un festín. No se puede gritar. Los gritos no se oyen, no hay eco en este ambiente espeso y aglutinante, en este hedor de suicidio”. 😉 (Imagen: H. Lavastida).

José Antonio Navarrete: ·Escribiendo sobre fotografía en América Latina. Antología de textos, 1925-1970·

Aquí los dejo con el índice, el prólogo y el epílogo a Escribiendo sobre fotografía en América Latina. Antología de textos, 1925-1970 (2018), antología preparada y anotada por José Antonio Navarrete para el Centro de Fotografía de Montevideo, Uruguay: “Esta antología, como se ha subrayado una y otra vez, recoge un repertorio de ideas que se producen en América Latina sobre la fotografía en el período 1925-1970. Los textos que se incluyen pueden leerse en relación con el fondo común de pensamiento sobre el tema del cual participan; sin embargo, puede ser más productivo abordarlos como las propuestas discursivas que, en los contextos locales concretos del subcontinente, acompañaron los problemas de la práctica fotográfica moderna que en ellos se plantearon. Es decir, estos textos se constituyen, en mayor o menor medida, como aportes específicos y contextuales a un fondo común de ideas que no sólo enriquecen ese fondo, sino que lo problematizan en su propio ordenamiento y contribuyen a redefinirlo”. Enjoyyyyt 😉

LetrasLibres: ·Interviú a José Kozer / No hay que ser poeta, lo que hay que hacer es escritura·

Mis poemas arrancan de una palabra que me viene no sé de dónde, un recuerdo a medias que apenas recuerdo (es el poema el que intentará recordar por mí), una anécdota leída hace unos días o hace veinte años. Todo sirve de excusa para iniciar un movimiento poético, de lo interior al poema, del poema al interior, todo empieza por un detonador al que ni siquiera hay que nombrar como hace Richard Hugo, y que luego de poner en marcha el nuevo texto en cierta medida se retrae, se retira para dejar todo un espacio respiratorio a la palabra en sucesión de palabras que se va convirtiendo en poema. Hay poetas en los que esa sucesión lleva días y hasta semanas de trabajo antes de rematar el poema; los hay, como es mi caso, en que ese proceso toma como mucho media hora. Para seguir leyendo…

FreeCinema: ·Sobre la Conga / Héctor Veitía·

Aquí les va el excelente Sobre la conga (1975), de Héctor Veitía; un documental que a pesar de haber sido realizado desde el pesado pedagogismo de los años 70s, está lleno de imágenes vivas (y reales) sobre esa maravilla que es la conga. Disfruten 😉

Rafael Fornés: ·Mayami y Labana, yin-yang cities·

La barbacoa ha desempeñado un escaso papel en nuestra historia urbana, pero con la Revolución asume un indiscutible protagonismo. Nos atrevemos a afirmar que es la verdadera expresión de la arquitectura revolucionaria. Se manifiesta en los tinglados mickey mouse en las azoteas y barrios marginales, en las cuarterías y solares que aparecen en los documentales Cuba 111, Suite Habana y el Nuevo arte de hacer ruinas. La arquitectura nómada de los palestinos y el vernáculo comunista son la elocuente manifestación arquitectónica del Período Especial y, a causa de su temporalidad, se produce la destrucción que vemos en las imágenes al paso de los huracanes. Llaman la atención las fotografías de habitantes recogiendo ladrillos de los derrumbes ciclónicos: un reciclaje inmediato. Para seguir leyendo…

Clarín: ·La ciudadana Tania Bruguera / Interviú·

Hay que deslindar qué es una obra política. Están las obras que hablan de lo político; ponen una foto del presidente tal y listo, pero no se meten realmente en lo político. Otro tipo de arte consiste en mostrar lo dado, sin problematizar; eso tampoco es arte político. Para mí arte es el que crea consecuencias y una de ellas, desde luego, pueden ser las represalias. Pero a mí me interesa que el valor de mis obras no sean las sanciones que caen sobre ellas. Durante años he seguido con este dilema en mi cabeza: querer que la obra funcione. Por eso me mato pensando la forma de la obra, cómo va a reaccionar la gente a esa pieza. El arte en Cuba es un arma. Hay un lema oficial cubano, el arte es un arma de la revolución. Aquí no queda otra que ser artista político, porque aunque quieras pintar abstracción, ya eso te posiciona políticamente. Para seguir leyendo…

Jesús J. Barquet: ·De cómo sobreviví al socialismo real. Ser joven en la Cuba de los años 60 y 70·

Proliferaban en Letras las constantes, interminables y obligatorias reuniones o asambleas de docencia, de crítica y autocrítica, de adoctrinamiento político y hasta de producción o Inserción: en estas últimas, un incumplimiento considerado grave podía resultar en la expulsión de la Universidad, de ahí que muchos colegas prefirieran faltar o llegar tarde a clase, en vez de al trabajo. El “reunionismo” abarcaba desde el ineludible círculo político para leer y (dizque) discutir el último discurso del ML —o sea, para garantizar nuestra lectura y repetición entusiasmada y admirativa de sus ideas, así como para corregir y condenar cualquier desvío de los principios de la fe—, hasta las terroríficas asambleas en las que los estudiantes teníamos que no sólo autocriticarnos por asuntos considerados políticamente incorrectos, sino también criticar o delatar a nuestros compañeros o, en el menos activo de los casos, aprobar públicamente la arbitrariedad o injusticia que allí los dirigentes cometieran. El objetivo de esos encuentros no era facilitar un marco democrático de expresión de ideas y solución de problemas, sino crear y mantener, mediante el amedrentamiento y los parámetros represores del momento, una conforme homogeneidad entre nosotros. Para seguir leyendo…

Tania Pérez: ·La memoria como espacio de libertad: Autobiografía y testimonio en las narrativas gráficas ‘Cuba: My Revolution’, de Inverna Lockpez y ‘Adiós mi Habana’, de Anna Veltfort·

En este ensayo me interesa analizar dos novelas gráficas de carácter autobiográfico y testimonial que se centran en la memoria y las historias individuales de dos mujeres creadoras y su partida de Cuba después de la revolución: Cuba: My Revolution (2010), de Inverna Lockpez, y Adiós mi Habana (2017), de Anna Veltfort. Ambas cuentan historias que se desarrollan en un mismo tiempo histórico: los años posteriores a la revolución. Las dos narrativas, superpuestas, cubren los años entre 1959 y 1972. Ambas registran procesos individuales que van desde la participación entusiasta en la revolución hasta la marginalización, la decepción y el trauma. Ambas terminan con la partida de Cuba como la última imagen, el inicio de un viaje que puede describirse como un nuevo comienzo y también como la búsqueda de libertad en distintas esferas… Para seguir leyendo…

Cine: ·José Martí: El ojo del canario / Fernando Pérez (Interviú a Broselianda Hernández)·

En homenaje a Broselianda Hernández, una de sus actuaciones memorables: José Martí: El ojo del canario (2010), de Fernando Pérez: “La información que se tiene sobre la infancia y adolescencia de José Martí es escasa, lo que hace que hace que esta área oscura del registro histórico sea un terreno fecundo para la cinematografía. Con su guion, sin ignorar la historia y con diálogos que buscan adaptarse a la época de la manera más fiel posible, el director Fernando Pérez opta por representar a Martí desde una perspectiva apegada a lo humano, una forma de representación que responde a la visión personal del director sobre el apóstol cubano y no tanto a la idealización y mitificación a la que se había tendido hasta el momento”. 😉

Abel González Melo: ·Interviú a Broselianda Hernández / Siempre regresaré al teatro·

Es terrible lo que siento al salir a escena. Siempre pienso en mi hija, en mi madre. Después me sereno, no debe ser un estado de locura la salida al escenario. Salir a escena es, aunque parezca cosa ya dicha, constatar que estoy viva. Vicente Revuelta, que fue uno de mis grandes maestros, hablaba mucho, refiriéndose a Grotowski, del contacto, ese “dedicarle la función a alguien”. Eso para mí es muy especial. Estar en el escenario es un acto de entrega; dedicarle tu trabajo a alguien, lo es doblemente. Y es una agonía, sí, que se renueva. Para seguir leyendo…